Nuestros idioma, reflejo de nosotros Alberto Javier Reyes García, biólogo del Herbario Nacional de México (MEXU), recoge plantas en la comunidad zapoteca de La Ventosa, en Oaxaca, México, como parte de la investigación dirigida por Smithsonian. (Foto de Gibrán Morales Carranza)
Nuestros idioma, reflejo de nosotros

Cada frase que decimos revela algo acerca de quiénes somos como seres humanos. Incluso las personas que hablan el mismo idioma tienen dialectos distintos. Estos están arraigados en su historia y cultura. Decir “coche” o “carro” al hablar de un automóvil puede revelar de qué país y de qué región es la persona. La forma en que uno llame a la noche anterior a Halloween puede relacionarse con sus creencias religiosas. El tipo de argot o jerga que uno usa puede provenir de los hábitos de la comunidad en la que uno creció.
 
La lengua también arroja luz sobre las conexiones entre nosotros y nuestros entornos naturales. En cualquier lengua, las plantas y los animales que reciben nombres son generalmente aquellos que son relevantes para las personas que hablan ese idioma. La relevancia viene dada por la manera en que la gente ha interaccionado con esos animales y plantas. En algunos casos, esto ha sucedido a lo largo de siglos.
 
Si bien podemos pensar que un idioma tiene un conjunto fijo de palabras y reglas que aprendemos en la escuela, en realidad las lenguas siempre estás evolucionando. Nuevas palabras emergen mientras otras caen en desuso. La pronunciación cambia con el tiempo, al igual que el significado de las palabras. Las personas también toman prestadas palabras de idiomas que no son los suyos para complementar su propio léxico.
 
Nuestra capacidad para aprender una lengua se desarrolla cuando somos pequeños. Los sonidos que escuchamos como bebés, o incluso en el útero, nos preparan para aprender ese idioma más tarde. El balbuceo de los bebés es el resultado del análisis que han hecho de las lenguas en las que se les habla. De esta forma practican la pronunciación y el reconocimiento de los sonidos que necesitan para la comunicación. Los niños que son expuestos a múltiples idiomas cuando todavía son pequeños, al crecer multilingües desarrollan funciones cognitivas mejoradas. Estas pueden incluir la capacidad de concentrarse y no distraerse.
 
Las lenguas son tan diversas como las comunidades que las hablan. Cada uno de los aproximadamente 7.000 idiomas del mundo es un testimonio de la experiencia humana particular de esa comunidad. Sin embargo, muchas lenguas alrededor del mundo están en peligro. Es posible que hasta la mitad de las lenguas del mundo desaparezcan a finales de este siglo. ¿Por qué? Las razones son complejas, pero se reducen a desigualdades sociales y falta de respeto hacia los demás.
 
La lingüista Gabriela Pérez Báez investiga las lenguas de los zapotecas, que son indígenas de México. Aprenda más sobre el trabajo que ella realiza para recuperar un idioma zapoteco en peligro de extinción. Vea la transmisión vía internet del video de la serie “Smithsonian Science How” el jueves 25 de mayo de 2017. Se titula Recovering Voices – Sustaining Global Linguistic Diversity (Salvando voces: manteniendo la diversidad lingüística global) y se emitirá a las 11 a.m. y 2 p.m. EDT (UTC–05:00). La lingüista contestará preguntas en vivo (en inglés y en español), y se podrán obtener recursos de enseñanza para usar antes o después del programa.

Filed Under:  
ESTÍMULO AL PENSAMIENTO CRÍTICO
¿Por qué continúan evolucionando las lenguas? Escribe tu respuesta abajo en la sección de comentarios.
Escriba sus respuestas en la sección de comentarios


COMMENTS (3)
  • Yarelyv-vie
    6/05/2017 - 07:42 p.m.

    Hay mas lenguas porque las personas estan llendo a las escuelas.

  • Gaelh-vie
    6/05/2017 - 10:14 p.m.

    I think that language is very important not to talk but to show your personality inside of you

  • jesusfs-
    6/14/2017 - 03:47 p.m.

    Hay mas lenguas porque las personas porque hay mas personas cada dia

ADVERTISEMENT
ADVERTISEMENT